lunes, 12 de abril de 2010

A PUNTO DE TOCAR EL CIELO...




Sevilla. Feria de Abril 2010. 4ª de Feria (Dos tercios de entrada)
Toros de Conde de la Maza ( aceptables de presentación, exigentes e interesantes. Destacó el buen quinto) para:
- Diego Urdiales (verde botella y oro): silencio (aviso) y vuelta (aviso)
- Oliva Soto (nazareno y oro): OREJA y vuelta al ruedo.
- Antonio Nazaré (sangre de toro y oro): silencio en ambos.



Volvió la emoción a la Maestranza en manos de los toros de Conde de la Maza en una corrida exigente, variada y muy vistosa para el aficionado. Toros aceptable en cuanto a presentación, pero que fue lo de menos en la tarde de hoy. Una corrida que en ningún momento dejó de tener peligro y emoción, ingredientes básicos para la fiesta de los toros y es que hubo de todo. Toros adormilados, otros peligrosos, templados, encastados, geniudos, sosos… variedad y emoción que gustó en Sevilla.

Oliva Soto pudo haberse ido de su plaza con otra oreja en la mano y haber cortado dos orejas, incluso quizás se le hubiera pedido la Puerta del Principe, tras una labor más que digna ante dos toros muy distintos pero de gran peso. Ambas faenas llegaron muy arriba y aunque fallaron cositas primó la disposición, formas y entrega del sevillano. Torero distinto, con personalidad y que gusta.

Analicemos los toros uno por uno, fueron muy distintos y merece la pena.

Diego Urdiales abrió la corrida con “Carboneroso” , un toro de 535 kg negro y chorreado de capa. Alto, largo, acapachado y feo de cara. Remató arriba y con fuerza en ambos burladeros y protestó en el capote del riojano. Perdió las manos en varias ocasiones antes de entrar al peto pero se sostuvo en el ruedo metiendo la cara abajo aunque sacándola por las nubes. Oliva Soto se dispuso a hacer un quite por delantales en la que destacó el remate y la perdida de manos del bicho que siguió demostrando síntomas de poca fuerza. Le faltó clase, recorrido y casta a este primero que acabó orientándose y poniendo en apuros a un firme Urdiales. Protestó más en cercanías y le tocó a Urdiales de nuevo batallar con el animal. Pinchazo hondo suelto y otro mas con seis descabellos. Silencio.

El segundo tuvo la emoción que todos deseamos. Toro exigente, con genio y casta, de la mala o la buena (catalóguenla como deseen) de nombre “Greñoso” Nº 17 de 530kg. Alto, zancudo, chivatito y astifino, muy en el tipo de la casa. Salió demasiado decidido el joven sevillano doblándose por bajo con gusto y clase pero tuvo que rectificar rápidamente ya que el toro apretó demasiado. Mansito y sin clase llegó a la capa de Nazaré que le hizo un quite sin más por chicuelinas. Replicó entonces Oliva Soto llevándose una voltereta brutal y escalofriante en el primer intento de chicuelina. Había tensión en el ruedo y emoción en los tendidos. Brindó al público y al cielo en memoria de su tio quien hace unos 18 años perdía la vida en la misma plaza ante un novillo de la misma ganadería. Comenzó por bajo, doblándose con él aunque debió poderle más antes de estirarle y torear. No se lo pensó, tiró la moneda y se plantó delante del bicho, pierna adelante, medio pecho, muleta pequeña y planchada, cite, y el primer “uiii” de la gente. Tuvo que tragar muchísimo en esta faena que tuvo desde principio a fin toda la atención de los asistentes. Segunda tanda muy meritoria, pudiendo al toro, bajándole la mano y llevándole larguísimo, la plaza estallaba y se ponía en pie. Que lio estaba montando. En la tercera tanda se rajó y se puso más complicado. Alli que se fue, a tablas, con el manso y le enjaretó otra tanda de poderío y clase. Faena breve pero muy compacta. Pinchazo y estocada casi entera desprendida. OREJA que hizo llorar al diestro.

El tercero de la tarde no bajó el nivel de exigencia de lo que llevábamos de corrida. “Caimán” fue una autentica fiera en la muleta del verde Nazaré. Salió muy parado pero quiso meter la directa tras ver al diestro solo en mitad de la plaza. Se le picó poquito y el de Dos Hermanas brindó al publico maestrante con ganas pero sin saber lo que se le venia encima. De nuevo en este toro no supieron hacerle las cosas bien y no se le pudo desde el principio. Con varios doblados quiso creer que estaría sometido pero no fue asi. El toro resultó muy complejo y agresivo, dándole varias coladas por ambos pitones. De todas formas y a pesar de que Antonio estuvo encimista y algo despegado, el toro fue muy deslucido y malo en general. Pinchazo y estocada caída y seria.

El cuarto a pesar de ser el de más peso tuvo menos presencia y trapio. De nombre “Punterillo” Nº 10 de 570kg. Negro, alto aunque bajo de culata, cornidelantero y astifino. De nuevo no pudo estirarse con el capote Urdiales. Andarín y sin emplearse en varas aunque con muchas mas nobleza y menos agresividad que sus tres hermanos anteriores. Victor Saugar Pirri se desmonteró tras dos buenos pares de banderillas. Brindó al publico el debutante en la Maestranza y dejó una faena algo intermitente. A mi modo de ver pudo sacar más al bicho que resultó noble y con clase por ambos pitones. Se dejó torear pero Urdiales, no supo cogerle las distancias al toro. Dos buenas primeras tandas de derechazos hacían prever el triunfo, pero la tercera al natural bajó de nivel, mas aun cuando se llevó un golpe con el asta del toro en la cara, tras un derrote arriba. Lo mejor de la faena llegó cuando tras una excelente colocación del de Arnedo, ovacionada por Sevilla, dio una tanda de naturales largos y templados (sin ligazón) pero que tuvieron muchísimo mérito. Toro con teclas que tocar que bajó al final de faena. Estocada casi entera algo caída. Vuelta un tanto de regalo.

“Limpidado” fue el mejor de la tarde. Un toro algo mas bajo, negro y astifino a la vez que estrecho de cuerna, que pesó 545kg en la báscula. Oliva Soto de nuevo sorprendió con un recibo mas que bueno a la verónica. El toro ya en el capote de los subalternos demostró mucha largura y clase por el pitón derecho. Decidido brindó a un allegado del público y comenzó toreando y de que manera. Cargó la suerte, adelantó la muleta y bajó la mano, corriéndola estupendamente con la diestra. Tres tandas de emoción y toreo bueno; ligadas, mandonas y un pelo aceleradas. Faltó mayor mando y colocación al natural donde no acabó de poder al toro que fue mucho más exigente. Ligó sin embargo una tanda de naturales tragando, un tanto en línea y rapidas. Volvió a la diestra para de nuevo dejar bellísimos muletazos. Estuvo muy acelerado con la espada y no dejó la gran estocada que tanto habría soñado para cortar quien sabe si la segunda o tercera de la tarde, la que le abriría la deseada y necesitada Puerta del Principe. Dejó unos cinco pinchazos y una estocada muy caída dando una más que cariñosa vuelta al ruedo. Algo excesiva tras esa pequeña escabechina. De todos modos este torero se merece más oportunidades y hoy lo ha demostrado.

Cerró el festejo un bonito burraco (para algunos sardo) de la misma ganadería de la Maza. De apodo “Guasonero” nº 52 de 569kg. Bien armado aunque sin culata. Astifino largo y cuesta arriba. (Muy en tipo la corrida de hoy). Flojeó en varas y llegó a la muleta sin clase ni raza (el peor de la corrida). Antonio estuvo despegado y sin muchas opciones de triunfo. Recibió silencio.

Una autentica pena lo de la espada del sevillano Alfonso oliva Soto que podía haber dado un golpe fuerte en Sevilla. Seguramente sus paisanos hubieran echo lo posible por sacarle por esa puerta que lleva un tiempo sin abrirse para un torero de a pie.

El dato positivo también lo da la ganadería de Conde de la Maza con su característica exigencia que ha vuelto hoy a Sevilla

Mañana tarde importante con los deseados Palha. La llegada de Macias puede ser muy llamativa y mas ante estos señores toros. Fandiño y Marin necesitan un triunfo que por qué no puede llegar mañana.

Un saludo
Borja González.

1 comentario:

Iván dijo...

QUE TARDE me ha hecho pasar Oliva Soto en Sevilla!
No escribo más que con tanto fino no veo muy bien las letras.
Mañana Palha!!!
UN ABRAZO BROTHERS!!!
Crónica IMPECABLE!